jueves, 20 de febrero de 2014

DOSSIER: HABLA QUEBRACHO DESDE LA CÁRCEL “A La Cámpora los estigmatizan con la perversión del poder, a nosotros con la violencia”

AddThis Social Bookmark Button
Entrevista a Fernando Esteche, dirigente de Quebracho detenido en el Penal de Ezeiza, acusado de dirigir un escrache contra las oficinas de Sobisch en 2007 tras la muerte de Carlos Fuentealba. “Somos los presos posibles, si fuera por ellos estarían presos D´elia o los pibes que tienen la osadía de manejar las empresas del Estado”.
http://www.eldia.com.ar/edis/20131204/fotos_g/tapa_DATA_ART_1787086.jpg
Por Juan Ciucci y José Cornejo
APU: ¿Cuál es el estado de la causa?
Fernando Esteche: Esta es una sentencia firme, por lo que nos queda cumplir un largo tiempo a cada uno. En el caso del Boli (Lescano), para acceder a las salidas transitorias o a condicional, le queda un año y ocho meses. En mi caso, no tengo el derecho a la condicional, por lo que mi condena finaliza en febrero de 2017.
Lo agravante es que tengo una causa en el TOF 5, por intimidación pública, la vez que vino Rato del FMI. Esa vez hicimos una manifestación, quemamos unos neumáticos, y como no podían hablar de destrozos ni nada pusieron intimidación pública agravada. Ahí también estoy condenado, porque en la instancia de juicio abreviado el Fiscal ofrece 4 años, por lo que es seguro que en el juicio va a pedir mucho más. Queremos que comience cuanto antes, pero como son los caminos judiciales, no creemos que sea antes de octubre.
El tema es que la verdad judicial la construyen ellos con un comisario falaz que me habría visto dirigiendo detrás de un árbol esa manifestación. Pero son muchos los testigos que declararon que no estaba, y el que está en la calle sabe que cuando estamos no nos andamos escondiendo.
Estamos poniendo el cuerpo, entendemos que esta es una batalla, nuestro caso es uno de los ejemplos del atrincheramiento de lo más oscuro del poder judicial. Sucede que el gobierno ha disparado la judicialización de la protesta en nuestro caso, pero luego no pueden parar la criminalización cuando entra en el aparato judicial, ni aunque quisieran.
Fue Aníbal Fernández el que disparó la judicialización contra nosotros en su momento, con la misma lógica de negar lo popular de la década del ´90. Esto más allá de que hoy quizás a él ya no le interesamos.
No creo que estemos presos por la causa, creo que somos los presos posibles. Si fuera por ellos estarían presos D´elia, los pibes que tienen la osadía de manejar las empresas del Estado, los piqueteros que son funcionarios, los travestis por estar por fuera de sus lógicas…
Le ponemos el cuerpo a la ofensiva, al comienzo de la venganza neoliberal, y nos quieren presos. Y tratan de naturalizar esta situación. Ayer en la protesta en la Shell, los comentaristas en la televisión decían que estábamos presos como si nada. Hay que ver cuánta incomodidad genera que estemos presos, cómo reacciona el pueblo, es demostrativo de cómo estamos, porque es un ataque contra todos.
APU: ¿Cómo es la situación en la cárcel?
FE: En nuestro caso no estamos en el pabellón, fue una lucha que encaramos antes de que nos detengan para traernos. Volví a leer el Vigilar y castigar de Foucault, porque no han cambiado las lógicas de estos lugares. No trabajamos ni participamos de programas, porque no vamos a salir por los puntos que nos otorguen sino por nuestro accionar político.
APU: ¿Cómo analiza la conferencia de prensa en la Universidad de Periodismo de La Plata, el gran apoyo que recibieron?
FE: Un gran apoyo, logramos reunir a un arco político que no se puede reunir en la Argentina por ninguna otra causa. Ni lo que acaba de hacer Shell, con su accionar destituyente, lo logró. Algo que sí hizo esta causa, porque se sabe que es una agresión al movimiento popular. Se sumaron desde la izquierda, de varios sectores que entre ellos no se juntan, hasta el Vicegobernador de la Provincia de Buenos Aires, (Gabriel) Mariotto, y Saintout, que como ella se presenta, es lo más kirchnerista de la academia. Fue muy importante porque había muchos dirigentes y mucha militancia movilizada. Y estaban presentes prácticamente todos mis alumnos de la facultad. Es una muestra de mucha madurez política y un alto grado de participación, por parte de varios sectores para entender lo que significa esta detención.
APU: ¿Cómo avanza la campaña por el indulto?
FE: Por un lado esta la formalización del indulto y por el otro la construcción de solidaridad para que se pueda lograr. Luego se suma si indulto o conmutación de la pena, hay discusiones por lo que puede implicar asumir en ese caso algún tipo de culpabilidad. La verdad judicial no nos importa nada, si damos la discusión de culpabilidad o no, lo que queremos es colaborar con este momento histórico y salir a la calle. Cuál será la forma administrativa nos da igual. Esta parte viene lenta.
En cuanto a construir un sentido popular de apoyo político para que se logre el indulto, vamos avanzando. Lo tiene que tomar la Corte Interamericana de DDHH como un caso de persecución política. Y el apoyo de muchas organizaciones, algo que sigue avanzando.
APU: ¿Creen que estas detenciones son parte de una persecución a la organización o de judicialización de la protesta social?
FE: Yo creo que es una revancha, de los que en los noventa pregonaban la muerte de los grandes relatos, el fin de la historia, y nosotros junto con tantos compañeros defendimos y defendemos la construcción de otra sociedad, reivindicamos la luchas de los ´70.
Ahora tienen un espacio de poder, y si es por ellos meten presos a todos los que luchan. Si fuera por ellos, lo meterían preso a Néstor (Kirchner) por haber bajado el cuadro de Videla. Meterían presos a La Cámpora, por la insolencia juvenil de manejar la cosa pública, a los organismos de DDHH. Es problema es con quienes apuestan a la política. Otros compañeros creen que sobre nosotros existe un estigma, por eso es que somos los presos posibles.
La revancha que se viene es seria, contra todo, el kirchnerismo y los movimientos populares. Se crea un consenso social en ese sentido, desde Lanata a Feinmann construyen ese sentimiento.
http://1.bp.blogspot.com/-5vGVkfhwKPE/UqJifOLfEpI/AAAAAAAAUi8/gUU2eI6uKsU/s1600/argentinadetuvieronaestecheylescanoimponentemarco1.jpg
"Vemos que los movimientos sociales no están en la calle"
APU: ¿Cómo fue la evaluación de la participación de Quebracho en la movilización del 10 de diciembre?
FE: Creo que fue muy importante, el problema del acto fue tener sentado ahí a De la Rua. Y un festival no es una respuesta política. Valoramos mucho el aporte de nuestros compañeros que fueron, juntaron muchas firmas apoyando el indulto.
APU: ¿Caracterizan como intentos desestabilizadores lo que sucede en el país en los últimos meses?
FE: Hay una ofensiva, pero es algo que hasta un pibe de 14 años se da cuenta, no es fruto de un agudo análisis político. Pero juntarse a arreglar los precios con los que desestabilizan, también es abonar a la desestabilización. Y no es un problema solo doméstico, sino hay que ver lo que pasa en Venezela y Bolivia. O en Ecuador, lo que sucedió con las policías.
Parte de la discusión es que el gobierno solo no puede. Este enfrentamiento se tiene que dar fundamentalmente desde la militancia. Con festivales no se responde a los intentos desestabilizadores.
Vemos que los movimientos sociales no están en la calle, que Unidos y Organizados no está en la calle enfrentando a los alzamientos de la policía o a los intentos desestabilizadores, o bloqueando los accesos a los supermercados que disparan los precios.
APU: ¿Cómo analiza el discurso que dice que esa participación en las calles agravaría el enfrentamiento de la sociedad?
FE: Eso es una boludez. En la Argentina hay tensión, hay enfrentamiento, pero no por que uno haga una marcha. El conflicto existe, está la Patria y la antipatria. Y en los ´90 la Patria estuvo recluida en espacios muy chicos, pero hoy está desparramada, porque no es un lugar, sino es una construcción, un sentimiento. Ayer por lo de Shell los medios querían que los conductores taponados por el corte putearan, y no lo lograron, porque decían que estaba mal lo que Shell hacía.
APU: ¿Cómo evalúan la repercusión que tuvo la medida de ayer en Shell?
FE: La relevancia que toma es para quitarle legitimidad a nuestra protesta. Es parte de la estigmatización que sufrimos, porque si lo hace otro sector no está tan mal visto. Porque si lo hacen pibes que no se sabe de dónde salen y con capuchas y palos, está mal. Si lo hace La Cámpora también lo hacen visible, porque con ellos construyen la visión de la perversión del poder, los estigmatizan con eso; a nosotros con la violencia.
Como nuestras medidas son excepcionales, es una debilidad del campo popular. Porque ayer todos deberíamos estar en la calle contra Shell y sus medidas desestabilizadoras. Y cuando quedamos solos y nos dan visibilidad, se nos viene un problema encima. Pero otras veces nos invisibilizan, como cuando protestamos contra los barcos ingleses que van a las Islas Malvinas.
APU: ¿En ese marco, cómo ven estos próximos meses?
FE: Nosotros pensamos y proponemos la consigna unidad en la defensa, unidad en la resistencia y unidad en la revolución. Para tomar medidas fuertes como la nacionalización del comercio exterior, o el congelamiento de precios controlando que nadie aumente. Dirán que eso puede generar enfrentamientos, pero lo que sucede es que ya existen. Massa es la expresión electoral de ese enfrentamiento, ¿cómo no lo va a haber en lo social?

No hay comentarios:

Publicar un comentario